Fotografía casera de productos con smartphone

Escrito por Jon Foler

Desarrollo de negocio

Coach empresarial

Seguramente habrás escuchado el dicho de que la gente come primero con los ojos, bueno, en el mundo del comercio electrónico, compran primero con ellos también. La fotografía juega un papel crucial a la hora de vender productos, pero antes de que gastes miles de dólares en una nueva cámara y en equipo de iluminación, te voy a mostrar cómo tomar fotos de productos increíbles con un presupuesto reducido, simplemente aprovechando el poder de tu smartphone y la luz natural.

La importancia de la fotografía de productos para tu negocio en línea

La confianza en línea de tu marca se juzga a menudo según cómo la presentas visualmente. Como los compradores en línea no pueden tocar tus productos, realmente basan su decisión de compra en el valor que la foto del producto transmite. Esto significa que es necesario tener fotografías de productos hermosas y de alta calidad.

Lo que necesitas

Para comenzar, aquí tienes una lista de todo lo que necesitas:

  • Un smartphone – mientras más megapíxeles tenga, mejor.
  • Un mini trípode: una inversión baja con un alto retorno. Evitará el temblor de la cámara y te ayudará a estandarizar los ángulos de las fotos de los productos.
  • Un fondo blanco: tu fondo siempre debe ser blanco, ya que refleja la luz natural sobre el producto, lo que resulta en una foto uniformemente iluminada. Asegúrate de que sea de color blanco puro, ya que un blanco cremoso será más difícil de controlar la luz.
  • Cinta adhesiva y plastilina para fijar las cosas en el fondo.
  • Pizarras de reflexión blancas: cuando estés iluminando con luz natural de una ventana, habrá un lado brillante donde la luz incide en el producto y un lado con sombra. Este lado de sombra suele ser demasiado oscuro, por lo que necesitamos usar algo ligero para reflejar la luz en la sombra y aclararla.
  • Una habitación adecuada: lo que quiero decir con esto es que debes estar en una habitación con ventanas, cuanto más grandes sean las ventanas, más luz natural obtendrás. También necesitarás papel difusor para suavizar la luz si está demasiado intensa.

Preparación

Coloca tu mesa lo más cerca posible de la ventana. Comienza con la ventana a 90 grados a la derecha o izquierda de tu configuración. Cuando fotografíes junto a una ventana, asegúrate de hacerlo cuando el día sea más luminoso. Echa un vistazo al clima: ¿es un día completamente soleado o está nublado? Si el sol es demasiado fuerte, no es necesario cancelar completamente una sesión de fotos, en su lugar, sostén una sábana blanca delgada por donde pueda pasar la luz. Esto suavizará la luz y creará un efecto menos duro.

Evita la luz dura a toda costa, ya que a menudo hace que los colores se vean más saturados y resaltará incluso las imperfecciones más pequeñas que normalmente no serían visibles a simple vista. Si el sol decide ocultarse detrás de las nubes y la luz natural disminuye, asegúrate de tener a mano las pizarras de reflexión para rebotar e intensificar la luz y llenar las sombras. Utilizar una superficie blanca ayuda a reflejar la luz natural del sol en el producto. No temas jugar con el ángulo del reflector para encontrar el equilibrio adecuado entre las sombras y la iluminación. Además, asegúrate de apagar todas las demás luces de la habitación donde estás tomando las fotos, ya que la luz adicional contaminará el entorno.

Iluminación

El aspecto más crucial de cada configuración de fotografía es la iluminación, pero también es la parte más difícil de hacer correctamente. No hay una solución rápida ni una solución única para todo. Diferentes productos requerirán diferentes tipos de iluminación debido a sus diferentes tamaños y dimensiones. Es tu responsabilidad encontrar lo que funcione mejor para tus productos. Debes estar dispuesto a probar y ajustar cosas nuevas. Una vez que domines los conceptos básicos, será cuestión de prueba y error hasta que encuentres la fórmula perfecta.

LEER MAS:   Descubre las 7 mejores apps de Shopify para productos ganadores

Ángulos de cámara

Nadie quiere ver más una foto tomada directamente hacia la cámara, especialmente cuando se trata de productos. Queremos responder visualmente a cualquier pregunta que el cliente pueda tener y que la descripción del producto no explique completamente. Es por eso que es tan importante tener una variedad de ángulos de cámara. El objetivo final es fotografiar el producto desde todos los ángulos, dándole a tus clientes una visión de 360 grados del producto. Si no estás seguro de qué características debes capturar, concéntrate en aquellas que resalten la calidad de tu producto. Toma primeros planos del tejido, detalles de impresión, textura, o incluso de tus productos siendo utilizados. Asegúrate de resaltar los elementos detallados de tu producto, especialmente aquellos que los clientes quieran inspeccionar.

Para aquellos que son nuevos en la fotografía de productos, recomiendo moverte alrededor del producto en lugar de mover la cámara. Mantén el producto más o menos en el mismo lugar cada vez y gíralo para que tus tomas finales tengan la misma consistencia.

Estos son los principales ángulos de cámara de los que debes tener en cuenta y experimentar durante tu sesión de fotos:

  • Nivel de los ojos: muestra el producto exactamente como se ve en la realidad. Recomendado para la imagen principal.
  • Ángulo alto: muestra el producto desde arriba, como si lo estuvieras observando desde un ángulo superior.
  • Ángulo bajo: muestra el producto desde abajo, como si lo estuvieras observando desde un ángulo inferior.
  • Vista aérea: muestra el producto directamente desde arriba, como si estuvieras parado directamente sobre él.
  • Inclinado: muestra el producto desde un lado, como si lo estuvieras mirando de costado.

Edición de imágenes

Ahora que hemos terminado de fotografiar nuestras imágenes de productos, pasamos al siguiente paso crucial que es editar nuestras fotos. No te intimides, no necesitas una supercomputadora y no vamos a hacer retoques intensos utilizando software de edición. Todo lo que necesitas es tu teléfono móvil y para demostrar lo fácil que puede ser editar fotos, lo vamos a hacer aquí y ahora.

Lo primero que debes hacer es ir a la App Store y descargar una aplicación llamada «Photoshop Mix». Abre la aplicación y selecciona «Image» para abrir las fotos desde tu teléfono. Una vez que hayas seleccionado la foto con la que quieres trabajar, selecciona «Cutouts» para recortar el objeto del fondo. La opción «Auto» hará gran parte del trabajo por ti, pero es posible que tengas que ajustar manualmente algunas áreas. Luego, puedes ajustar el color del fondo y asegurarte de que el objeto esté recortado correctamente. Una vez que estés satisfecho con el recorte y el color, guarda la imagen y estará lista para subirla a tu sitio web de comercio electrónico.

Conclusiones

Ahora que sabes cómo tomar fotos de productos increíbles con tu smartphone y cómo editarlas fácilmente, no hay nada que te impida comenzar tu propio negocio o mejorar la calidad de tus fotos de productos. No necesitas una cámara sofisticada, solo necesitas un poco de ingenio. Recuerda suscribirte a nuestro canal y déjanos tus comentarios para saber qué otros tipos de videos te gustaría ver para ayudarte a hacer crecer tu negocio en línea.

Deja un comentario