Participación ciudadana: una responsabilidad compartida

¿Qué es la participación ciudadana, cómo y por qué?. Preguntas sin una sencilla respuesta a pesar de lo obvio que pueda parecer. No me lo planteo desde la incredulidad o simple política de marketing con que muchos políticos la miran. Sino desde la  conciencia absoluta de su necesidad en una sociedad democrática madura. Y es que, de lo que si estoy convencida, es de que no vale todo para poder decir que hay participación ciudadana real y efectiva. Y esto solo se consigue con una responsabilidad compartida: entre políticos y ciudadanos.

Tras los sonados movimientos ciudadanos en varios países del mundo incluido España, es curioso echar la vista atrás en la Historia y observar cómo el primer dato sobre asamblea ciudadana, que se remonta ala Antigua Grecia, tienen como origen la práctica política tiránica y corrupta de la época. Algo nos suena hoy ¿verdad? Esta llamada isonomía en Grecia, participación de los hombres libres en las decisiones públicas llamada después democracia, ha tenido distintos matices en la práctica histórica. Definida entre otros por Tomás de Aquino al final dela EdadMedia, Montesquieu en el s. XVIII, o los debates tras la revolución francesa; ha llegado al principio del s. XXI con una crisis más o menos generalizada en la participación, que desemboca hoy, en los ya mencionados históricos movimientos sociales en varios países del mundo.

Sigue leyendo